Petromyzon marinus

LAMPREA DE MAR (Petromyzon marinus)

 

  Detalle de la cabeza del animal.

Detalle de la cabeza del animal: los ojos están recubiertos de piel transparente y no tiene párpados. Hay un solo orificio nasal dorsal y junto a él, recubierta de piel, está la glándula pineal que es nuestro tercer ojo ancestral. Interviene en la activación de nuestra fisiología por vía hormonal, en función de las horas lumínicas del día.

   Si somos realmente estrictos desde el punto de vista de la taxonomía actual (clasificacion de las especies), las lampreas no son peces propiamente dichos. Dentro del Subtipo vertebrados hay dos grandes grupos: los agnatos (“sin boca”) y los gnatostomados (“con boca”). Las lampreas pertenecen al primer grupo y el segundo engloba las aves, reptiles, mamíferos y peces propiamente dichos. A su vez dentro de los peces estarían los dos grandes grupos conocidos: condríctios (esqueleto cartilaginoso; tiburones y rayas) y osteíctios (peces con espinas óseas). Las lampreas estarían pues como grupo aparte.

   Sin embargo desde el punto de vista legal “pescado” se considera a toda especie animal comestible extraída de las aguas marinas o continentales, por lo que las ranas son técnicamente pescado aunque coloquialmente nos suene extraña esta catagorización.

   Lo que es evidente es que las lampreas son animales peculiares. Carecen de mandíbulas y boca verdadera, sustituida por una estructura en forma de ventosa con la que se adhiere a los peces para alimentarse de sus tejidos. Para ello raspan la piel de sus víctimas con los dientes que portan su ventosa oral y su lengua, secretando además una saliva anticoagulante que impide el cierre de la herida. Su ciclo de vida es también peculiar. Nacen en los ríos, formándose tras la eclosión de los huevos una forma larvaria denominada ammocetes, que se entierra en un tubo en el cieno donde se alimenta varios años a base de microplancton. En este estado larvario permanecen unos 7 años en el caso de Petromyzon marinus, la especie que nos ocupa, metamorfoseando entonces para formar su ventosa oral armada de dientes y parasitar a peces. Pasan para ello a aguas marinas, donde permanecen un año o mas hasta alcanzar hasta 1 m. de longitud. A continuación sus gónadas maduran y remontan los ríos para desovar y cerrar su ciclo biológico, muriendo tras la puesta.

Imagen de la boca mostrando los dientes característicos y el reborde.....

Imagen del disco oral mostrando los dientes característicos. Se distinguen dientes labiales (arriba y abajo) monocúspide y bicúspide. En el centro la lengua con los dientes linguales, con ella raspa la epidermis y dermis de los peces a los que parasita. Por debajo de la lengua hay una estructura en forma de media luna, denominada lámina infraoral. El embudo oral esta rodeado de una anillo de cirros labiales que a modo de "cepillo" sellan la unión del disco oral al sustrato al que se adhiere el animal.

Otra imagen........

Aquí podemos apreciar los 7 orificios branquiales. Las branquias son laminares y están dentro de unas bolsas que comunican con el exterior por cada orificio. Debido a esta estructura de branquias filamentares alojadas en bolsas, se denomina también a estos animales Marsupiobranquios. El agua entra y sale por el mismo agujero a diferencia de los peces verdaderos, en que entra por la boca y sale por las aberturas branquiales. Es una adaptación para poder respirar mientras están fijadas.

y otra

Detalle de la boca. Se observan los cirros labiales, que a modo de cepillo rodean toda la ventosa oral.

Viernes, enero 22nd, 2010 Petromyzon marinus No hay comentarios
Robe De Mariée festklänningar Balklänning Robe De Mariée Robe De Mariée Balklänning